Archivos Mensuales: diciembre 2012

Danzas de guerra en la Brújula, de La Nueva España

Danzasdeguerra_brujula

Anuncios

Danzas de guerra recomendado en La librería de Javier

SHERMAN ALEXIE. LA VOZ DE LAS TRIBUS INDIAS

Danzas de guerra
Sherman Alexie (Editorial Xordica)
Traducción de Daniel Gascón
Título original: War Dances

Si hay que poner un epíteto a la obra de Sherman Alexie es el de original. Sus textos son aire fresco de la mañana en este mundo editorial que huele a viciado. Este autor procedente de una tribu india estadounidense nos sorpende con cada pequeña historia que nos cuenta. Su obra anterior, “Diez pequeños indios” ya nos daba buena cuenta de ello, pero esta que me acaba de llegar, “Danzas de guerra”, derrocha ingenio y ternura por los cuatro costados. Una novela escrita como amalgama de prosas literarias en las que no faltan brochazos poéticos y que nos hará disfrutar horas y horas.

Con una asombrosa capacidad para penetrar en la mente de artistas, empresarios, padres, maridos e hijos, Sherman Alexie puebla sus relatos de personas corrientes al borde de un cambio excepcional. En el cuento que da título al libro, un hijo recuerda a su padre –que murió de “la muerte natural del indio”: a causa del alcohol y diabetes–, cuando descubre que él mismo puede tener un tumor cerebral. En “La balada de Paul Sinembargo”, Alexie disecciona el matrimonio fracasado del dueño de una tienda de ropa vintage y su posterior persecución de una desconocida en varios aeropuertos norteamericanos. En “Allanamiento de morada”, narra el fatídico encuentro de un montador de cine con un adolescente que entra en su casa para robar su colección de DVD. Descarado y sabio, cómico y apasionado, este libro nos lleva al corazón de lo que significa ser humano. Los nuevos comienzos, los éxitos, los errores y los remordimientos que configuran nuestra vida diaria aparecen desnudos en una obra rica y provocadora que muestra a Alexie en la cúspide de su talento.
Danzas de guerra, Premio PEN/Faulkner en 2010, es un libro iluminado por la prosa poética de Sherman Alexie, y nos recuerda por qué su autor es unos de los mejores escritores contemporáneos.

Cuando tenía nueve años, mi padre se cortó la rodilla
con una motosierra. Pero dejó que sangrara
y terminó de talar otro árbol
antes de que su jefe lo llevara a URGENCIAS

Esa noche.,, borracho de morfina y cerveza,
mi padre necesitó mi ayuda para llevar
su camioneta hacia el bosque. “Cuidado con los ciervos
-dijo mi padre- Aparecen de repente

por arte de magia”. Era el verano indio
y condujimos bajo lluvia y truenos tibios
hasta encontrar la motosierra, bajo
el pino caído. Después observé, asombrado

mientras mi padre, rico en escopetas y pobre en impulso.
mataba esa motosierra. “¿Por qué lo has hecho?”,
pregunté. “Hijo -dijo mi padre-, así son las cosas.
Cuando algo prueba la sangre, vendrá a por más” 
(p. 69)

Sherman Alexie, Wellpinit, Washington –EE.UU–, 1966, es autor de libros de poesía, relatos, novelas y guiones cinematográficos. En España ha publicado los libros de cuentos La pelea celestial del Llanero Celestial y Toro (1994), El indio más duro del mundo (2001, Diez pequeños indios (Xordica, 2010) y las novelas Blues de la reserva (1995), Indian killer (1997) y El diario completamente verídico de un indio a tiempo parcial (2009).
Alexie aparece entre los Veinte Escritores para el siglo XXI seleccionados por el semanario The New Yorker y en la Lista de Mejores Jóvenes Novelistas Americanos de la revista Granta.

 

Ver blog.

Danzas de guerra recomendado en La Buena Vida

Danzas de guerra

https://i1.wp.com/www.xordica.com/imagenes/libros/danzas-web.jpg

Danzas de guerra
Sherman Alexie – Xordica

Este es el segundo volumen de cuentos que se traduce al castellano de este escritor indio noteamericano de la tribu spokane. El primero nos encantó. Un estilo ágil, un sentido del humor contagioso y una siempre original forma de mirar personajes y situaciones. En esta segunda recopilación de relatos, seguimos contando con el humor, pero con algo más de extrañeza. Algunos de los relatos, como Allanamiento de morada, exploran la culpa, la responsabilidad y la imposibilidad de dominar completamente nuestro destino; en otros, más costumbristas, analiza la vida en pareja, las relaciones paterno-filiales, las crisis de las diferentes etapas de la vida de una persona. Quizás más ligero, pero igual de curioso. Con Alexie no somos ya los único indios en La Buena Vida.

 

Aquí, el blog de la librería La Buena Vida.

Una entrevista a Xuan Bello en El Periódico de Aragón

Daniel Monserrat firma esta entrevista a Xuan Bello.

EL ASTURIANO PRESENTÓ SU LIBRO EN ZARAGOZA

Xuan Bello ACABA DE PUBLICAR EN CASTELLANO ‘LA NIEVE Y OTROS COMPLEMENTOS CIRCUNSTANCIALES’ : “La justicia social se puede conquistar pero también perder muy fácilmente”

–¿La nieve y otros complementos circunstanciales (Xordica) es un largo viaje de lo esencial a lo existencial?

–Precisamente, el otro día un amigo me decía, al hilo de esto, que descubría en La nieve y otros complementos circunstancialesdos cosas: una indagación en lo local y una trascendencia en lo espiritual. De la última parte no soy plenamente consciente. Supongo que todos de alguna manera estamos buscando a dios, yo soy ateo de estricta información católica. Sí, es un largo viaje pero de alguna manera la preocupación existencial, de que hacemos en este mundo, pues me preocupa.

–¿Se podría ver también un segundo viaje paralelo que iría de lo particular representado por la aldea asturiana de la que procede a lo universal visto en las grandes ciudades que refleja en el libro?

–Es algo autobiográfico. Yo soy de una aldea donde configuré mi forma de ver el mundo; he vivido en diversas ciudades, fundamentalmente en Oviedo, pero también en Roma, Lisboa, Granada… y he viajado, conocido ciudades donde he estado temporadas largas y de ello hablo. Es simplemente autobiográfico. La vida de las personas en la actualidad van, efectivamente, de lo local a lo universal pero encontrando siempre sitios donde la gente vive de una determinada manera y tiene una identidad. Me he descubierto como un coleccionista de identidades, he tenido la suerte de coleccionar diversas identidades sin perder ninguna anterior.

–Este libro se publicó en castellano en el 2005 y ahora lo reedita Xordica en castellano. ¿Ha cambiado algo Xuan Bello desde que lo escribió?

–Una barbaridad. Este libro se edita en asturiano en el 2005. Dos años después se publica en catalán y ahora se publica en castellano. Yo en mis traducciones intento dar algo nuevo al lector y lo que he hecho es en este último es incluir algún texto más reciente. Hay textos donde digo que tengo 40 años y hay uno en el que confieso mi edad actual, 47 años. Pero sí, me interesa eso que dices porque yo creo que el principal personaje del libro es el tiempo que pasa. Creo que, un libro, lo primero que tiene que demostrar es que entre sus páginas hay un hombre que envejece.

–Habla de la justicia social con una definición que me parece cercana a la utopía, ¿Es una utopía?

–No lo creo. La justicia social es algo que se conquista y que, como estamos viendo últimamente, se pierde muy fácilmente. Y me preocupa mucho. Creo que la justicia social ha costado mucho sufrimiento de las personas y muchas veces la sociedad no se da cuenta de aquello de lo que disfrutamos, como la jornada laboral de ocho horas, o una seguridad social, de la igualada del hombre y de la mujer, tantas cosas… Eso costó a muchas personas años de sufrimiento y de cárcel y de sacrificios que a algunos los llevó hasta la muerte. La justicia social no es un no lugar, algo deseable que no se puede conquistar por mucho que hagas. Se puede conquistar pero también se puede perder muy fácilmente.

–¿Se escribe desde el dolor?

–Escribo sobre cosas que tienen que ver con el dolor, pero no soy un constructor de abismos. A mí me gusta construir puentes sobre el abismo tanto para mí como para el lector. Yo escribo para descubrirme a mí, para sanar, para que no me duela… pero, claro, si escribo para que no me duela es que me duele, ¿verdad?

Ver en la edición digital de El Periódico.

Sobre Danzas de guerra, por José Ángel Barrueco

Ya hemos hablado varias veces, en este blog, del indio de la tribu de los spokane Sherman Alexie, así que me ahorraré la presentación. Danzas de guerra es el nuevo libro traducido de este autor, por cuya obra siento predilección, y que acaba de publicar Xordica. Alexie hace algo que a mí me gusta mucho, pero que en España no es frecuente encontrar (salvo casos aislados, como en la mayoría de los libros de David González): alterna poemas y relatos. Incluso en algunos textos hay una mixtura de ambos.
Creo que, en sus poemas, predomina el toque autobiográfico: cosas que ha visto en los aviones, o mientras iba conduciendo un coche, o sobre ciertos aspectos del pasado, con títulos tan estupendos como “Oda a las novias de las ciudades pequeñas” y “Hogar de los bravos”. Aunque en los relatos imagino que también hay vivencias propias del autor (como en el texto en el que visita a su padre en el hospital), predomina la ficción, pues en alguno de ellos el narrador ni siquiera es un indio de la tribu de los spokane. Una tercera clase de textos son aquellos que Alexie ha estructurado en forma de cuestionario: alguien pregunta y el narrador va introduciendo respuestas que, en muchos casos, apenas guardan relación con las cuestiones, lo que nos acaba dando dos historias o dos vías narrativas, es decir, lo que le interesa al entrevistador y lo que cuenta el entrevistado.
Una de las señas de identidad de los cuentos es la obsesión. Personajes obsesionados con alguna circunstancia durante todo el relato: como el tipo de “La balada de Paul Sinembargo”, que detiene a chicas guapas en los aeropuertos, o el narrador de “Sal”, que se obsesiona en hacer lo correcto en su trabajo, lo que supone que su jefe no esté contento. Tampoco faltan un par de historias en las que los protagonistas están involucrados en el cine: guionistas o montadores, porque Alexie ha dirigido una película y escrito algunos guiones, con lo cual sabe de sobra de qué quebraderos de cabeza de la profesión habla. El mejor texto es, para mí, el más largo, que también da título al volumen: “Danzas de guerra”, en el que un hombre se obsesiona con el tumor de su cabeza; de este relato os dejo un fragmento:
Extendía la manta Star sobre mi padre. Él se subió la gruesa lana hasta la barbilla. Y entonces empezó a cantar. Era una canción sanadora, no la misma canción que acababa de oír, pero una canción sanadora de todos modos. Mi padre cantaba muy bien. Me pregunté si era adecuado que un hombre cantara una canción sanadora para sí mismo. Me pregunté si mi padre necesitaba ayuda con la canción. No había cantado en muchos años –no de ese modo–, pero me uní a él. Sabía que la canción no traería de vuelta los pies de mi padre. Esa canción no arreglaría la vejiga, los riñones, los pulmones y el corazón de mi padre. Esa canción no evitaría que mi padre bebiese una botella de vodka en cuanto pudiera incorporarse en la cama. Esa canción no derrotaría a la muerte. No, pensé, esta canción es temporal, pero ahora mismo temporal es bastante bueno. Y era una buena canción. Nuestras voces llenaron el pasillo de rehabilitación. Los enfermos y los sanos se detuvieron para escuchar. Las enfermeras, incluso la distante enfermera negra, dieron sin darse cuenta unos pasos hacia nosotros. La enfermera negra suspiró y sonrió. Yo le devolví la sonrisa. Sabía qué estaba pensando. A veces, incluso después de todos esos años, su trabajo podía sorprenderle. Todavía le maravillaba la fe infinita y ridícula de los demás.
Y, de broche, uno de los poemas del libro. Todo ello gracias a la traducción notable y fluida del escritor Daniel Gascón:
CADENA ALIMENTICIA
Esta es mi voluntad:
Entiérrame
en un hormiguero.
Después de una semana
de ese banquete,
prende fuego a las hormigas.
Hazme una pira funeraria.
Deja que el fuego suba
hasta los ojos
de esos cuervos
en el hilo telefónico.
Asusta a esos pájaros
para que huyan
con mis últimas palabras:
Me encantó la vida.
Ver en el blog Escrito en el viento.

Los mejores libros de 2012 según Estandarte

Libros2012_Estandarte

 

Estandarte ha elegido los mejores libros de 2012 y nos hace especial ilusión que haya seleccionado TODOS LOS BESOS DEL MUNDO, de Félix Romeo, como uno de ellos.

Aquí podéis ver la lista completa.

Danzas de guerra en Culturamas

Este es el artículo dedicado a Danzas de guerra, de Sherman Alexie en la revista Culturamas.

Actualidad editorial: Sherman Alexie es un escritor de la tribu spokane/coeur d’Alene que con su último libro Danzas de guerra, se convierte en una de las grandes apuestas de la Editorial Xordica para este final de año. Danzas de guerra fue Premio PEN/Faulkner en 2010, y es un libro iluminado por esa prosa poética que caracteriza a Alexie, uno de los más valorados escritores contemporáneos, galardonado también con el National Book Award.

En este libro se encuentra una cuidada colección de relatos, poemas, entrevistas y escritos literarios del autor indio, que sin una estructura fija muestran la realidad cotidiana que observa en su país. A veces lo hace con humor y fina ironía, y otras con ese tono amargo que supone tener los pies en el suelo. En cuanto puede aprovecha para criticar el sistema en todos sus aspectos, desde el político al económico, social o cultural. Con su peculiar estilo narrativo no solo ha conseguido llegar a las minorías étnicas de EEUU, sino a todos los lectores capaces de identificarse en sus textos.

Con una asombrosa capacidad para penetrar en la mente de artistas, empresarios, padres, maridos e hijos, Sherman Alexie puebla sus historias de personas corrientes al borde de un cambio excepcional. En Danzas de guerra, un hijo recuerda a su padre –que murió de “la muerte natural del indio”: a causa del alcohol y diabetes–, cuando descubre que él mismo puede tener un tumor cerebral. En La balada de Paul Sinembargo, Alexie disecciona el matrimonio fracasado del dueño de una tienda de ropa vintage y su posterior persecución de una desconocida en varios aeropuertos norteamericanos. En Allanamiento de morada, narra el fatídico encuentro de un montador de cine con un adolescente que entra en su casa para robar su colección de DVD. Descarado y sabio, cómico y apasionado, este libro nos lleva al corazón de lo que significa ser humano. Los nuevos comienzos, los éxitos, los errores y los remordimientos que configuran nuestra vida diaria aparecen desnudos en una obra rica y provocadora que muestra a Alexie en la cúspide de su talento.

Sherman Alexie (Wellpinit, Washington, 1966) es autor de libros de poesía, relatos, novelas y guiones cinematográficos. En España ha publicado los libros de cuentos La pelea celestial del Llanero Celestial y Toro (1994), El indio más duro del mundo (2001), Diez pequeños indios (2010), Danzas de guerra (2012) y las novelas Blues de la reserva (1995), Indian killer (1997) y El diario completamente verídico de un indio a tiempo parcial (2009). Alexie aparece entre los Veinte Escritores para el siglo XXI seleccionados por el semanario The New Yorker y en la Lista de Mejores Jóvenes Novelistas Americanos de la revista Granta.

Danzas de guerra.  Sherman Alexie.  Editorial Xordica, 2012.  224 páginas.